Salud

«Cada vez hay más hipertensos en edades tempranas»

La presidenta de la Sociedad Dominicana de Cardiología advirtió ayer que cada vez más personas entre 20 y 30 años están desarrollando hipertensión, por lo que exhortó a la población a adoptar hábitos de vida saludables desde la niñez, que van desde una alimentación saludable, baja en sal, grasas y azúcar, hasta la importancia del ejercicio físico, para prevenir un mal que afecta al 31% de los dominicanos, según indican los estudios más recientes.

La doctora Claudia Almonte explicó que uno de los factores que pudieran estar relacionados a esta problemática es el alto consumo de tabaco en la población joven, que acompañado de un aumento del colesterol acelera el daño en las venas y las arterias.

La enfermedad cardiovascular es la primera causa de muerte en el país y la hipertensión afecta a más del 30% de la población, ¿qué ha provocado el aumento de estas cifras?

Cada día estamos viendo un mayor porcentaje de hipertensos en edades tempranas. Estamos hablando de personas entre los 20 y los 30 años. También, existe un porcentaje de la población que desconoce que padece de hipertensión y, además, entre los hipertensos hay un gran porcentaje que no está controlado, quizás por falta de acceso al tratamiento, por la no adquisición de los medicamentos por problemas económicos, lo que conlleva a que puedan sufrir falla cardíaca o falla renal. Entre los factores que inciden en la enfermedad cardiovascular podemos citar un estilo de vida donde prima el sedentarismo, el tabaquismo, la obesidad, el consumo excesivo de sal, el estrés, la patología renal y, en muchos casos, la genética se está manifestando más tempranamente. Por eso insistimos en la necesidad de campañas de prevención, incluso desde la niñez.

¿De qué manera afecta el cigarrillo la salud cardiovascular?

Tenemos un alto consumo de tabaco en edades tempranas, agregándose nuevas modalidades como la hooka, el pitillo, entre otros, que son igualmente perjudiciales como el cigarrillo para la salud. El tabaco acelera el proceso de arterosclerosis, ya que produce daños en las arterias, llegando a ocluirlas con mayor evento de trombosis, a producir trastorno circulatorio arterial de miembros inferiores, carótidas y coronarias. Pero no es solamente el cigarrillo, sino también cuando va acompañado del aumento del colesterol, esto, obviamente, conlleva un aceleramiento del proceso de arteriosclerosis, y por eso se producen los infartos. Según Patología Forense, un 37% de la población fallece por enfermedades cardiovasculares, y dentro de éstas tenemos los infartos. Entendemos que deben existir políticas para regular la publicidad del tabaco por los daños que produce, no solo a nivel pulmonar, sino también cardiovascular. Deben existir políticas para que no haya publicidad masiva como existe en los periódicos y en todos los medios, incentivando a la población a fumar.

¿Cuáles son las señales de alarma de un infarto?

Puede aparecer sensación de dificultad respiratoria, sudoración, fatiga, anugo, dolor torácico opresivo irradiado o no a mandíbula y brazo izquierdo o espalda. Hay que tener en cuenta que mujeres y pacientes psiquiátricos o ancianos no necesariamente cursan con estos síntomas y que pueden ser más atípicos, como molestia gástrica y sensación de disconfort torácico. Inmediatamente la persona tenga alguna molestia inespecífica o específica en el pecho o alguno de los síntomas que mencioné, es importante que acuda a una emergencia o a una unidad de dolor de pecho, o a su médico de cabecera para tratar de detener a tiempo un evento cardiovascular agudo en ese momento. El infarto debe ser abordado en la primera hora, si es posible.

Usted ha abogado en varias oportunidades por un mayor involucramiento de las autoridades sanitarias para abordar las enfermedades cardiovasculares. ¿Ha obtenido alguna respuesta o acercamiento para abordar de manera conjunta el problema?

Ciertamente, en el Ministerio de Educación nos han escuchado y han sido receptivos a elaborar estrategias de prevención. Sin embargo, el Ministerio de Salud Pública ha sido tímido en esto. Diríamos que nos han escuchado pero sin planteamientos o empoderamiento que sostenga y apoye lo que hemos planteado. Nosotros entendemos que debe existir un empoderamiento básicamente del Estado, que debe realizar campañas masivas, conjuntamente con los ministerios de Salud y de Educación, que empiecen desde la niñez.

¿Qué hábitos debemos incorporar a nuestra vida para evitar enfermarnos del corazón?
Es muy importante tener una alimentación saludable, baja en grasas, sal y azúcar; no fumar, realizar ejercicios tres a cuatro veces por semana, conocer los niveles de su tensión arterial, sus niveles de colesterol y glicemia, sus factores de riesgo y realizarse evaluaciones periódicas.

Hay otros casos en que niños nacen con cardiopatías congénitas, ¿por qué sucede esto?

Esto es en la formación de sus órganos o sistema cardiovascular antes de su nacimiento, que pueden ser hereditarias.

En ese mismo orden, ¿cómo evalúa usted la capacidad del país para hacer trasplantes de corazón y las dificultades para la donación de órganos?
Contamos con equipo humano y de infraestructura para realizarlos. De hecho, hemos tenido uno en el país, pero nos falta por crecer en relación a la donación de órganos como en los países que han tenido éxito.

¿Por qué ocurre la muerte súbita en personas jóvenes?

Ocurre por la no evaluación cardiovascular a tiempo, sobre todo previa a ejercicios. En menores de 35 años se debe a enfermedad congénita, pero en mayores de 35 es por enfermedad coronaria. Por eso es recomendable, previo a realizar ejercicios de alto impacto, conocer la genética familiar o historia y los factores de riesgo, a fin de evaluar su sistema cardiovascular para saber si está apto para realizarlo.

El Gobierno ha estado reinaugurando una serie de hospitales, pero no ha tomado en cuenta dotarlos con unidades cardiovasculares adecuadas, ¿qué tan importantes son?

Las imágenes cardíacas son una técnica idónea para descartar afecciones cardiovasculares como la enfermedad hipertensiva y coronarias, para el estudio pre y postquirúrgico de los pacientes adultos con cardiopatías congénitas, valvulares y para valorar la permeabilidad de los injertos aortocoronarios (by-pass), entre otras. En ese sentido, sugerimos que estos nuevos centros que está inaugurando el Gobierno sean dotados de modernas unidades de cardiología.

Hábitos

Es importante tener una alimentación saludable, baja en grasas, sal y azúcar; no fumar y realizar ejercicios tres a cuatro veces por semana”.

Tabaco

Deben existir políticas para regular la publicidad del tabaco por los daños que produce, no solo a nivel pulmonar, sino tambiéncardiovascular”.

Fuente: El Caribe

Etiqueteas
Mostrar más

Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close