Deportes

Los dominicanos ganaron más de US$2 mil millones desde 2015 en Grandes Ligas

Los ingresos de los peloteros quisqueyanos retrocedieron a niveles de dos décadas en 2020 cuando Grandes Ligas se vio limitado a jugar una campaña de 60 partidos en su fase regular a causa del COVID-19.

Para encontrar pagos totales por debajo a los US$159,394,251 que colectaron los criollos en 2020 hay que irse a 2000 cuando fueron desembolsados US$139,950,277 a las cuentas de 70 peloteros, de acuerdo a un levantamiento realizado por la Universidad de George Mason.

Sin embargo, las perspectivas para la campaña 2021 que ya juega su pretemporada dan señales de una importante recuperación con respecto a la última, de jugarse completa, aunque bajaría a niveles de tres lustros (2017 cuando cobraron US$318,467,897). A la fecha, hay 81 dominicanos con contratos garantizados para la próxima zafra por valor total de US$325,873,295 Y es que los criollos “se sirvieron con la cuchara grande” desde que el calendario ingresó al nuevo milenio. Solo en las cinco campañas comprendidas entre 2015 y 2019 los duartianos facturaron US$2,129,790, una cifra que requiere calculadora científica para llevarla a pesos.

Es casi tanto dinero como lo informado por el pasado Gobierno costaron las plantas a carbón de Punta Catalina.

El monto casi se dobla si se computa lo devengado entre 2010 y 2020.

En ese tramo de 11 temporadas el total ascendió a US$4,074,969,833 de acuerdo a datos compilados por DL de las nóminas oficiales de los equipos al final de cada temporada.

Si se estira a las 18 campañas comprendidas entre 2003 y 2020 la loma de papeletas verdes no la brinca ni el plusmarquista mundial de salto de altura Javier Sotomayor en su pico. Son US$6,073,388,153.

El cielo se alcanzó en 2017 cuando a las cuentas de los dominicanos fueron girados US$466,470,809, impulsado por Albert Pujols (US$26 MM), Robinson Canó (US$24 MM), Hanley Ramírez (US$22 MM) y Johnny Cueto (US$21 MM).

Lo percibido por el grupo ese 2017 es más dinero que todo lo cobrado por sus pares entre 1988 y 1998, unos US$427,353,190, el trayecto donde comenzó a crecer esta ola que solo el COVID-19 pudo bajar la cresta.

Si se hubiera disputado la campaña completa en 2020 el pago total para los paisanos de Marichal y Sosa hubiese alcanzado la suma de US$430,364,477, la tercera mayor cantidad de la historia.

¿2021? Es una interrogante. Si bien la campaña está programada disputarse de forma completa, el coronavirus ha demostrado que puede seguir complicándolo todo.

¿Cómo quedan?

En 2015, la media salarial que pagó la MLB a todos los jugadores fue de US$3,8 millones y en 2019 alcanzó los US$4,3 MM.

Cuando se aplica la ecuación para identificar los pagos a criollos arroja que en 2015 el promedio fue de US$4,9 millones y en 2019 bajó a US$3,7 MM.

El tope logrado por los caribeños fue de US$5 MM en 2016.

Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba